Ña Juana espera desde hace dos años que Salud le apruebe una cirugía en el IPS

Varias compatriotas se encuentran en la lista de espera del convenio del Instituto de Previsión Social (IPS) con el Ministerio de Salud para acceder a cirugías en la previsional sin ser asegurados. El pastor Emilio Abreu ya accedió a este acuerdo para realizarse una compleja cirugía en la previsional. No es así el caso de doña Juana Mercado, quien desde hace dos años aguarda una respuesta de las autoridades sanitarias para extirparse un tumor del rostro, que afecta su visión, audición y también la mandíbula.

Así como el pastor Emilio Abreu, otros ciudadanos buscan a acceder a cirugías en el IPS pese a no ser asegurados de la previsional ya que existe un convenio con el Ministerio de Salud para la realización de estos procedimientos en favor de personas con enfermedades catastróficas.


Un ejemplo de dichos casos es el de Juana Mercado, una mujer que desde hace más de dos años espera respuestas del Ministerio de Salud para acceder a una operación para extirparle un tumor del rostro.


La afectada mencionó que en 2019 presentó toda la documentación y el pedido a la cartera sanitaria para beneficiarse con el convenio que le permita someterse a la compleja intervención en el IPS, así como lo logró rápidamente Emilio Abreu, pero hasta ahora está a la espera de que la previsional emita la resolución autorizando el procedimiento.


Conforme indicó, ya el año pasado consiguió que su solicitud y el protocolo llegue hasta las autoridades de la institución, pero como los plazos establecidos fenecieron tuvo que iniciar la gestión de cero. “Ahora tuve que hacer todo un resumen otra vez, de todos los médicos que me van a operar y enviar otra vez la director de IPS para que apruebe”, señaló.


Ya son dos años los que lleva la mujer esperando a ser operada del tumor que le afecta la visión, la audición y también la mandíbula. Por su condición médica está imposibilitada a trabajar y su esposo, no tiene trabajo fijo. A raíz de esta situación, tuvo que enviar a su hija de 9 años a vivir con su abuela, pues ella no está en condiciones de atenderla.


Ña Juana vive en Limpio en el barrio Villa Yoli. La misma reclama a las autoridades igual trato y celeridad a su solicitud así como en se dio en otros casos similares al suyo.


“Está bien que se opere (el pastor Abreu), que se operen todas las personas que necesitamos. Eso es lo que sería buena. No que para un lado salga y para el otro no (sic)”, manifestó.


Fuente: ABC Color.

25 visualizaciones